Comenten!!!

Que no decaiga, vamos a romper la internet!

706 comentarios:

1 – 200 de 706   Más reciente›   El más reciente»
gabrielaa. dijo...

CHOPOCHOPOCHOPOCHOPO

Anónimo dijo...

hola, vengo a ver que es esto

aja, que lindo

griselda dijo...

naba

marcos dijo...

yo me sumo a esta campaña!

100000 comments!!!!!

100000 comments!!!!!

Anónimo dijo...

vamos carajo

ahora si!!!

cecilia dijo...

acá regalan Fanta?

Anónimo dijo...

Que otros se jacten de blogs que les ha sido dado escribir, yo me jacto de los que me ha sido dado comentar.

griselda dijo...

¡anónimo, da la cara!

griselda dijo...

hacete amigo

¿trabajás o estudiás?

Anónimo dijo...

fanta no, mirinda

Anónimo dijo...

hola gri

Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez dijo...

Quiero decir que me sumo fervientemente a esta noble causa.

Atte.
Inspector H. Lima Gonzalez

griselda dijo...

el miércoles que viene está steel pulse en el luna

Anónimo dijo...

vamos carajo

marcos dijo...

vamos a reventar internet, loco

link hacia un pelotudo dijo...

-

griselda dijo...

cuando llegamos a los 100000 qué pasa

¿hay premio?

gustavo cerati dijo...

no seas tan cru-el

fito paez dijo...

hola Cerati

luis alberto spinetta dijo...

¿té para 3?

Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez dijo...

Me gustó la idea, se puede comentar cualquier cosa parece.

Yo
caminaba
y apareció una sombra
siempre lejana
siempre lejana

bueno, estoy en un taller de poesía.

Atte.
Inspector H. Lima Gonzalez

fito cerati dijo...

hola gustavo paez

Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez dijo...

Tengo que invitar al doctor Peralta Levín.

Anónimo dijo...

jaaaaaaaauuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuajjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaujau

gabrielaa. dijo...

avísenle a s.o.s. que hoy andaba verborrágico

Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez dijo...

Gabrielaa., por favor no invoque a ese joven que no es necesario aquí.

Mientras menos se lo vea mejor para todos.

Atte.
Inspector H. Lima Gonzalez

Anónimo dijo...

pero si rompemos internet, con que vamos a jugar

Lucas Ayala dijo...

mirá vos qué interesante...

se va a complicar llegar a 100000 comentarios...

gabrielaa. dijo...

no no
hacemos como con el Chau

vas a ver






lo lograremos!!!








Jerónimoooooooooooooooooooo

carnavalito nebbia dijo...

pato trabaja en una carnicería...

Anónimo dijo...

carnavalito nebbia???

oloman dijo...

Bueno, pondremos nuestro granito de arena...

Saludos,

Oloman

Anónimo dijo...

che que mix
carnavalito nebbia y moris
abrieron las puertas del geriatrico

luis alberto spinetta dijo...

y el durazno que sangra

marcos dijo...

esto mata, loco es lo mas

aguanten los 100000 comentarios

Chau dijo...

일본영화의 전통적 잔재에서도 장르의 법칙에서도 자유로운 스타일로 전세계적으로 그 재능을 인정받은 아오야마 신지 감독이 10년의 시간을 들여 구상한 기대작
이번 예고편은 영화의 제목과 동명의 타이틀이기도 한 조니 썬더스가 우수어린 목소리로 부르는
으로 시작된다. 자신을 버린 어머니에게 복수를 다짐하지만, 함께 시간을 보낼수록 어쩐지 흔들려가는 켄지의 마음과 역시 상처하나씩 마음속에 품고 살아가는 마미야 운송의 사람들의 이야기가 조금씩 공개되며 호기심을 자극한다

wena naty dijo...

hola hueones
aqui les havla la wena naaty desde yile
pottense vien hueón qui si no les van a pasar cosita harto horrendas pó

Lake dijo...

gROSSO!

weena naty dijo...

pd, ese hueón fabri me tiene loquita de amor

aguanti el pisco que es yileno

gabrielaa. dijo...

hey nice blog, Oloman!

Anónimo dijo...

no entendi nada de lo que dijo weena naty...

weena naaty dijo...

si les suena en la k-beza la vosesita del aiudante del funebrero que ase peña hueón, es casulitád pó

Anónimo dijo...

hueon?
pisco?
fabri?
pó?????

gabrielaa. dijo...

ay lake cuál es tu primary blog?

Anónimo dijo...

en que idioma hablas, naty??

gabrielaa. dijo...

pisco, baby, pisco !!!

gabrielaa. dijo...

PISCO SOUR!

lo más
quiero quiero quiero




ya mismo


PISCO SOUR !!!

cecilia dijo...

me la dejan en paz a la naty, eh

que es una compañera, pó

gabrielaa. dijo...

ay qué ganas de ir a comer locos al Mercado

Anónimo dijo...

www.cominga.com
LAS MEJORES DESCARGAS GRATUITAS

esteban casas dijo...

este blog tiene poca informacion

por que hacen esto?
de donde son?
que pasa cuando lleguemos a los cienmil?

charly dijo...

Desnuda de frío y hermosa como ayer,
tan exacta como dos y dos son tres.
Ella llegó a mí, apenas la pude ver
aprendí a disimular mi estupidez.

Bienvenida Casandra!
Bienvenido el sol y mi niñez,
sigue y sigue bailando alrededor,
aunque siempre seamos pocos los que
aún te podemos ver.

Les contaste un cuento
sabiendolo contar
y creyeron que tu alma estaba mal.

La mediocridad para algunos es normal
la locura es poder ver más allá.
Baila y baila Casandra!
Digo bien, bien, bien!
La pude ver:
no hablo yo de fantasmas ni de Dios
sólo te cuento las cosas que
se te pueden perder.

charly dijo...

http://es.youtube.com/watch?v=XDB5nDeH22k

sergio marchi dijo...

charly, como hiciste para acordarte toda la letra?!?!?!

no sólo de rumba vive el hombre dijo...

Letra y música: Albert Pla.

Sucio puerco solitario
voy vomitando mi llanto
y al verme tan inútil
nadie quiere darme un beso
porque apesto a estercolero
y hasta se me caen los mocos
me los como y es penoso

no poderlos compartir
nunca nadie se ha atrevido
a darme un poco de cariño

Soy repugnante. Un cerdo
peor que un puerco
porque será

que si me miro en el espejo
me entra ese mal sabor de boca
y tengo Ganas de escupir
será de rabia que escupo
por mi asqueroso destino
soy peor que un marginado
pero si reniego del sistema
o maldigo esta sociedad
si me cago en este mundo
me cago en los calzoncillos
me contengo
no puedo evitarlo
me cago en todo

Y luchando contra mi sino
ni siquiera me permito
ni la más leve sonrisa
pues si estoy alegre erupto
Me atraganto en mi alegría
y siempre se me escapa un pedo
cuando me pongo contento
no lo resisto
no puedo aguantarme
porque será

Mi ser es un vertedero
pura basura una miseria
un gran mont&oAcute;n de porquería
se me revuelven las tripas
de tanto asco que me doy
y vomito de tristeza
cuando miro lo que soy
Mi vida es una horrible pesadilla

a veces sueño
que soy pura fragancia perfumada
sensual
y ese sueño huele tan bien
dulce ambrosía
brisa primaveral
quien pudiera dormir eternamente

Pero luego me despierto
ya volví a cagarme encima
ya volví a ensuciar la cama
y de nuevo me reencuentro
en mi apestada realidad
con mi fétido pasado
mi putrefacto futuro
con mi inmensa verdad de hedor amargo

yo sufro de un horrible mal
un mal llamado diarrea mental
yo sufro de un horrible mal
un mal llamado diarrea mental

gabrielaa. dijo...

ay qué asco !!!

betito plá, el nieto de norma dijo...

es que hoy no es mi día

capitán beto dijo...

hola

guy de maupassant dijo...

A LAS AGUAS


DIARIO DEL MARQUÉS DE ROSEVEYRE

12 DE JUNIO 1880.— ¡A Loëche! ¡Quieren que vaya a pasar un mes a Loëche! ¡Misericordia!¡ Un mes en esta ciudad que dicen ser la más triste, la más muerta, la más aburrida de las villas! ¡Qué digo, una ciudad! ¡Es un agujero, no una ciudad! ¡Me condenan a un mes de baño..., en fin!

13 DE JUNIO.— He pensado toda la noche en este viaje que me espanta ¡Solo me queda una cosa por hacer, voy a llevar una mujer! ¿Podrá distraerme esto, tal vez? Y además yo aprenderé, con esta prueba, si estoy maduro para el matrimonio.
Un mes a solas, un mes de vida en común con alguien, de una vida en pareja completa, de conversación a todas las hora del día y de la noche.¡Diablos!
Estar con una mujer durante un mes, es verdad, no es tan grave como tenerla de por vida; pero es de por sí mucho más serio que estar con ella por una noche. Sé que podré devolverla, con algunos cientos de luises; ¡pero entonces permaneceré solo en Loëche, lo que no es nada divertido!
La elección será difícil. No quiero ni una coqueta ni una espabilada. Es necesario que no me sienta ni ridículo ni orgulloso de ella. Quiero que se diga: “El marqués de Roseveyre está de buena suerte”; pero no quiero que se cuchichee: “ Ese pobre marqués de Roseveyre!”. En suma, tengo que exigir a mi pasajera compañera todas las cualidades que exigiría a mi compañera definitiva. La única diferencia que se puede establecer es aquella que existe entre el objeto nuevo y el objeto de ocasión.¡Bah!, ¡se puede encontrar, voy a pensar en ello!

14 DE JUNIO.—¡Berthe!...He aquí mi acompañante. Veinte años, guapa, recién salida del Conservatorio, esperando un papel, futura estrella. Buenos modales, altivez, carácter y...amor. Objeto de ocasión pudiendo pasar por nuevo.

15 DE JUNIO.— Está libre. Sin compromiso de negocios o de corazón, ella acepta, yo mismo he encargado sus vestidos, para que no tenga aspecto de jovencita.

20 DE JUNIO.— Basilea. Duerme. Voy a comenzar mis notas de viaje.
De hecho, ella es encantadora. Cuando llegó a la estación delante de mi, no la reconocía, hasta tal punto tenía aspecto de mujer de mundo. Verdaderamente tiene porvenir esta niña....en el teatro.
Me pareció cambiada en sus modales, en su andar, en su actitud y sus gestos, en la forma de sonreír, en la voz, en todo, irreprochable, en fin.¡Y peinada!¡oh! Peinada de una forma divina, de una manera encantadora y sencilla, en una mujer que ya no tiene que atraer las miradas, que ya no tiene que agradar a todos, cuyo papel ya no es seducir, a primera vista, a los que la vean, sino que quiere gustar a uno solo, discretamente, y únicamente. Y esto se dejaba ver en todo su aspecto. Se mostraba tan finamente y tan completamente, la metamorfosis me pareció tan absoluta y hábil, que le ofrecí mi brazo como hubiera hecho con mi mujer. Ella lo tomó con soltura como si se tratara de mi mujer.
Frente a frente en el portalón permanecimos en un primer momento inmóviles y mudos. Después ella levantó su velo y sonrió...Nada más. Un sonreír de buen tono.¡Oh! Me daba miedo besarla, la comedia de la ternura, el eterno y banal juego de las jóvenes. Pero no, ella se contuvo. Es fuerte.
Más tarde hemos charlado un poco como dos jóvenes esposos, un poco como dos extraños. Era amable. Muchas veces sonreía mirándome. Era yo ahora quien tenía ganas de abrazarla. Pero permanecí tranquilo.
En la frontera, un funcionario abrió bruscamente la puerta y me preguntó:
—¿Su nombre, señor?
Me sorprendió. Respondí:
—Marqués de Roseveyre.
—¿A dónde se dirige usted?
—A las termas de Loëche, en le Valais.
Escribió en un registro. Respondió:
—¿La señora es su mujer?
¿Qué hacer? ¿Qué responder? Levanté los ojos hacia ella dudando. Ella estaba pálida y miraba a lo lejos...
Sentí que iba a ofenderla muy gratuitamente. Y además, en fin, sería mi compañía durante un mes.
Dije:
—Sí, señor.
De repente la vi enrojecer. Me sentí feliz.
Pero en el hotel, llegando aquí, la propietaria le tendió el registro. Ella me lo pasó muy rápidamente; me di cuenta de que ella me estaba mirando mientras escribía. ¡Era nuestra primera noche de intimidad!...¿Una vez pasada la página, quien leería este registro? Yo escribí: “Marqués y marquesa de Roseveyre, dirigiéndose a Loëche.”

21 DE JUNIO.— Seis de la mañana. Bâle. Salimos para Berne. Decididamente tengo buena mano.

21 DE JNIO.— Diez de la noche. Jornada singular. Estoy un poco emocionado. Esto es tonto y divertido.
Durante el trayecto, hemos podido hablar un poco. Se había levantado un poco temprano; estaba cansada; dormitaba.
Tan pronto estuvimos en Berne, quisimos contemplar ese panorama de los Alpes que yo no conocía en absoluto; y he aquí que salimos por la ciudad, como dos recién casados.
Y de repente percibimos una llanura desmesurada, y allá abajo, allá abajo, los glaciares. De lejos, así, no parecían inmensos, y sin embargo aquella vista me produjo un escalofrío en las venas. Un resplandeciente sol poniente caía sobre nosotros; el calor era terrible. Fríos y blancos permanecían ellos, los montes helados. El Jungfrau, el Vierge, dominando a sus hermanos, extendía su ancha falda de nieve, y todos, hasta perderse de vista, se alzaban a su alrededor, los gigantes de cabeza blanca, las eternas cimas heladas que el agonizante día hacía más claras, como plateadas, sobre el azul oscuro de la noche.
Su infinidad inerte y colosal daba la sensación de comienzo de un mundo sorprendente y nuevo, de una región escarpada, muerta, petrificada pero atrayente como el mar, llena de un poder de seducción misteriosa. El aire que había acariciado sus cimas siempre heladas parecía venir hacia nosotros por encima de los campos estrechos y floridos, muy diferente al aire fecundante de las llanuras. Tenía algo de desapacible y de poderoso, de estéril, como un aroma de espacios inaccesibles.
Berthe, ensimismada, observaba sin cesar, sin poder pronunciar ni una palabra.
De repente me cogió la mano y la apretó. Yo mismo sentía en el alma esa especie de fiebre, esa exaltación que nos sobrecoge delante de ciertos espectáculos inesperados. Agarré esa pequeña mano temblorosa y la llevé a mis labios; y la besé, a fe mía, con amor.
Permanecí un poco turbado.¿Pero por quien? ¿Por ella o por los glaciares?

24 DE JUNIO.—Loëche, diez de la noche.
Todo el viaje ha sido delicioso. Hemos pasado medio día en Thun, contemplando la ruda frontera de montañas que debíamos franquear al día siguiente.
Al amanecer, atravesamos el lago, el más hermoso de Suiza tal vez. Unas mulas nos esperaban. Nos sentamos sobre sus lomos y partimos. Después de haber desayunado en un pueblecito, comenzamos a escalar, entrando lentamente en la garganta que sube poblada de árboles, siempre dominada por las altas cumbres. De territorio en sitio, sobre las pendientes que parecen venir del cielo; se distinguen puntos blancos, chalets construidos allí no se sabe cómo. Atravesamos torrentes, percibimos, a veces, entre dos puntiagudas cimas y cubiertas de abetos, una inmensa pirámide de nieve que parecía tan próxima que hubiéramos jurado alcanzarla en diez minutos, pero que apenas habríamos llegado en veinticuatro horas.
A veces atravesábamos caos de piedras, estrechas llanuras tapizadas de rocas desprendidas como si dos montañas se hubieran enfrentado en esta contienda, dejando sobre el campo de batalla los restos de sus miembros de granito.
Berthe, extenuada, dormía sobre su animal, abriendo de vez en cuando los ojos para ver de nuevo. Acabó por adormecerse, y yo la sujetaba por una mano, feliz de su contacto, de sentir a través de su vestido el suave calor de su cuerpo. Llegó la noche, todavía subíamos. Nos paramos delante de la puerta de un pequeño albergue perdido en la montaña.
¡Dormimos!¡Oh!¡Dormimos!
Al amanecer, corrí a la ventana, y prorrumpí en un grito. Berthe llegó a mi lado y se quedó estupefacta y embelesada. Habíamos dormido en la nieve.
Todo a nuestro alrededor, montes enormes y estériles cuyos huesos grises sobresalían bajo su abrigo blanco, montes sin pinos, sombríos y helados, se elevaban tan alto que parecían inaccesibles.
Una hora después de estar en ruta de nuevo, percibimos, al fondo de este embudo de granito y de nieve, un lago negro, sombrío, sin una onda, que durante largo tiempo habíamos seguido. Un guía nos trajo algunos edelweiss, las flores blancas de los glaciares. Berthe hizo un ramillete para su blusa.
De repente, la garganta de peñascos se abrió delante de nosotros, descubriendo un horizonte sorprendente: toda la cadena de los Alpes piamonteses más allá del valle del Ródano. Las enormes cumbres, de lugar en lugar, dominaban la multitud de cimas menores. Eran el monte Rose, arduo y macizo; el Cervin, recta pirámide donde muchos hombres han muerto, el Dent-du-Midi; otros cientos de puntos blancos, relucientes como cabezas de diamantes, bajo el sol.
Pero bruscamente el sendero que seguíamos se detuvo al borde de un precipicio, y en el abismo, en el fondo del agujero negro de dos mil metros, encerrado entre cuatro muros de rectos peñascos, sombríos, salvajes, sobre una capa de hierba, percibimos algunos puntos blancos con bastante parecido a corderos en un prado. Eran las casas de Loëche.
Fue necesario dejar las mulas, siendo el camino tan peligroso. El sendero desciende a lo largo de la roca, serpentea, gira, va, vuelve, sin jamás perder de vista el precipicio, y siempre también el pueblo que crece a medida que nos acercamos. Es a lo que se le llama el pasaje de la Gemmi, uno de los más bellos de los Alpes, sino el más bello.
Berthe, apoyándose en mi, prorrumpía gritos de alegría y gritos de pavor, feliz y temerosa como un niño. Como estábamos a algunos pasos de los guías y ocultos por un voladizo de la roca, me abrazó. Yo la abracé...
Yo me había dicho:
—En Loëche, pondré cuidado en hacer entender que no estoy con mi mujer.
Pero por todos lados yo la había tratado como tal, en todas partes la había hecho pasar por la marquesa de Roseveyre. No podía ahora inscribirla bajo otro nombre. Y además la habría herido en el corazón, y verdaderamente era encantadora.
Pero le dije:
—Querida amiga, llevas mi apellido, la gente me cree tu marido; espero que te comportes con todo el mundo con una extrema prudencia y una extrema discreción. Nada de conocidos, de charlas, de relaciones. Que te crean noble, peor actúa de forma que nunca tenga que reprocharme lo que he hecho.
Ella respondió:
—No tenga miedo, mi pequeño René.

26 DE JUNIO.— Loëche no es triste. No. Es salvaje, pero muy hermosa. Este muro de rocas altas de dos mil metros, de donde se deslizan cientos de torrentes semejantes a hilillos de plata; este ruido eterno del agua que discurre; este pueblo sepultado en los Alpes desde donde se ve, como desde el fondo de un pozo, el solo lejano atravesar el cielo; el glaciar vecino, muy blanco en la escotadura de la montaña, y ese pequeño valle lleno de arroyos, lleno de árboles, pleno de frescura y de vida, que desciende hacia el Ródano y deja ver en el horizontes las cimas nevadas del Piémont: todo esto me seduce y me encandila. Tal vez si...si Berthe no estuviera aquí?...
Es perfecta, esta niña, reservada y distinguida mas que nadie. Yo escucho decir:
—¡Qué hermosa es, esta marquesita!...

27 DE JUNIO.— Primer baño. Descendemos directamente de la habitación a las piscinas, donde veinte bañistas tiemblan, ya vestidos con largos vestidos de lana, juntos hombres y mujeres. Unos comen, otros leen, otros charlan. Mueven delante de si pequeñas tablas flotantes. A veces juegan al anillo, lo que no siempre es decoroso. Vistos a través de las galerías que rodean el baño, tenemos aspecto de gruesos sapos en una tinaja.
Berthe ha venido a sentarse a esta galería para charlar un poco conmigo. La han mirado mucho.

28 DE JUNIO.— Segundo baño. Cuatro horas de agua. Las tomaré de ocho en ocho horas. Tengo por compañeros bañistas el príncipe de Vanoris (Italia), el conde Lovenberg (Austria), el barón Samuel Vernhe (Hungría u otra parte), además una quincena de personajes de menor importancia, pero todos nobles. Todo el mundo es noble en las villas termales.
Ellos me piden, uno tras otro, ser presentados a Berthe. Yo respondo: “¡Si!” y me retiro. Me creen celoso, ¡qué tontería!

29 DE JUNIO.— ¡Diablos! ¡diablos! La princesa de Vanoris ha venido ella misma en persona a buscarme, deseando conocer a mi mujer, en el momento en que entrábamos en el hotel. Yo le presenté a Berthe, pero le he rogado con delicadeza que evitara encontrarse con esta dama.

2 DE JULIO.— El príncipe nos ha agarrado del cuello para llevarnos a su apartamento, donde los bañistas insignes tomaban el té. Berthe era, sin duda alguna, mejor que todas las damas; ¿pero qué hacer?

3 DE JULIO.— ¡A fe mía, qué le vamos a hacer! Entre estos treinta hidalgos, ¿no se encuentran al menos diez de fantasía? ¿Entre estas dieciséis o diecisiete mujeres, están más de doce seriamente casadas, y de estas doce, más de seis irreprochables? ¡Tanto peor para ellas, tanto peor para ellos!¡Ellos lo han querido!

10 DE JULIO.— BERTHE es la reina de Loëche! ¡Todo el mundo está loco por ella; la celebran, la miman, la adoran! Por otra parte, ella es soberbia en gracia y distinción. Me envidian.
La princesa de Vanoris me ha preguntado:
—¡Ah! Marques, ¿dónde ha encontrado este tesoro?
Yo tenía deseos de responder:
—¡Primer premio del Conservatorio, curso de comedia, contratada en el Odeón, libre a partir del 5 de agosto de 1880!
¡Qué cara hubiera puesto, Dios mío!

20 DE JULIO.— Berthe es realmente sorprendente. Ni una falta de tacto, ni una falta de gusto; ¡una maravilla!

10 DE AGOSTO.— Paris. Se acabó. Tengo el corazón hecho polvo. La víspera de la partida creí que todo el mundo iba a llorar.
Decidimos ir a ver amanecer sobre el Torrenthon, luego de volver a descender a la hora de nuestra partida.
Nos pusimos en marcha hacia media noche, sobre unas mulas. Los guías portaban faroles: y la larga caravana se extendía por el camino sinuoso del bosque de pinos. Luego atravesamos los pastos donde rebaños de vacas erraban en libertad. Después alcanzamos la región de las rocas, donde la misma hierba desaparecía.
A veces, en la sombra, se distinguía, sea a derecha, sea a izquierda, una masa blanca, un amontonamiento de nieve en un agujero de la montaña.
El frío llegaba a ser mordiente, pinchaba los ojos y la piel. El viento desecante de las cimas soplaba, quemando las gargantas, aportando los hálitos helados de cien lugares de picos congelados.
Cuando llegamos a nuestro destino era ya de noche. Desembalamos todas las provisiones para beber el champán al amanecer.
El cielo palidecía sobre nuestras cabezas. Vimos de pronto un obstáculo a nuestros pies; luego, a unos cientos de metros, otra cima.
El horizonte entero parecía lívido, sin que se distinguiera nada todavía a lo lejos.
Pronto descubrimos, a la izquierda, una enorme cima, el Jungfrau, después otra, después otra. Aparecían poco a poco como si fueran levantándose a lo largo del nacimiento del día. Y nosotros quedábamos estupefactos de encontrarnos así en el medio de estos colosos, en este país desolado de nieves eternas. De repente, en frente, se nos mostró la desmesurada cadena del Piémont. Otras cumbres aparecieron al norte. Realmente era el inmenso país de los grandes montes de frentes helados, desde el Rhindenhorn, pesado como su nombre, hasta el fantasma a penas visible del patriarca de los Alpes, el Mont Blanc.
Unos eran orgullosos y rectos, otros acuclillados, otros deformes, pero todos homogéneamente blancos, como si algún Dios hubiera arrojado sobre la jorobada tierra un sábana inmaculada.
Unos parecían tan cerca que habríamos podido saltar sobre ellos.; otros estaban tan lejos que apenas les distinguíamos.
El cielo se volvió rojo; y todos enrojecieron. Las nubes parecían sangrar sobre ellos. Era maravilloso, casi pavoroso.
Pero pronto la nube encendida palideció, y toda la armada de cumbres insensiblemente se volvió rosa, de un rosa suave y tierno como los vestidos de una jovencita.
Y el sol apareció por encima de la capa de nieves. Entonces, de repente, el pueblo entero de los glaciares se hizo blanco, de un blanco brillante, como si el horizonte estuviera lleno de una multitud de cúpulas de plata.
Las mujeres, extasiadas, miraban.
Se estremecieron; un tapón de champán acababa de saltar; Y el príncipe de Vanoris, ofreciendo un vaso a Berthe, gritó:
—¡Bebo por la marquesa de Roseveyre!
Todos clamaron: “ ¡Yo bebo por la marquesa de Roseveyre!”
Ella montó encima de su mula y respondió:
—¡Yo bebo por todos mis amigos!
Tres horas más tarde, cogimos el tren para Ginebra, en el valle del Ródano.
Tan pronto estuvimos a solas Berthe, tan feliz y contenta hace un rato, se puso a sollozar, el rostro entre sus manos.
Yo me lancé a sus rodillas:
—¿Qué tienes? ¿Qué tienes? Dime, ¿qué tienes?
Ella balbuceó entre sus lágrimas:
—¡Es... es..es pues que se ha acabado ser una mujer honesta!
¡Verdaderamente, en ese momento estuve a punto de cometer una tontería, una gran tontería...!
No la hice.
Dejé a Berthe entrando en Paris. Tal vez más tarde habría sido demasiado débil.

(El diario del marqués de Roseveyre no ofrece ningún interés durante los dos años siguientes. En la fecha 20 de julio de 1883 encontramos las líneas siguientes).

20 DE JULIO DE 1883.— Florencia. Triste recuerdo dentro de poco. Me paseaba por los Cassines cuando una mujer hizo parar su coche y me llamó. Era la princesa de Vanoris. Tan pronto me tuvo al alcance de la voz:
—¡Oh!, marqués, mi querido marqués, ¡qué contenta estoy de reencontrarle! Rápido, rápido, deme noticias de la marquesa; es realmente la mujer más encantadora que he visto en toda mi vida!.
Me quedé sorprendido, no sabiendo qué decir y golpeado en el corazón de una forma violenta. Balbuceé:
—No me hable nunca de ella, princesa, hace tres años que la he perdido.
Ella me cogió la mano.
—¡Oh! ¡Cómo lo siento, amigo mío!
Se fue. Me sentí triste, descontento, pensando en Berthe, como si acabáramos de separarnos.
¡El Destino muy a menudo se equivoca!
Cuántas mujeres honestas habían nacido para ser mujerzuelas, y lo demuestran.
¡Pobre Berthe! Cuántas otras habían nacido para ser mujeres honestas...y ésta...más que las demás...tal vez....En fin, no pensemos más.

Anónimo dijo...

PERO QUE WEONES QUE SON TODOS
QUE ES ESTO PINCHE AWEONADOS, NO DICE NADA EN ESTE BLOG!!

cholo de estudiantes dijo...

20:58
Fue 0-0 en La Plata, por la segunda fecha del Grupo 2 de la Libertadores. Hubo más lucha y fricción que fútbol, y el punto terminó cayéndole mejor al equipo de Cabrero. El Pincha todavía no ganó en la Copa.

* Ficha del partido
* Copa Libertadores| Estadísticas
* VXV| Lanús debutó con un triunfo en la Copa

DeportesEnviar
Bolivia quiere reprogramar el plan de envío de gas a la Argentina
20:37
El vicepresidente Alvaro García Linera sostuvo que el acuerdo por el cual su país se comprometió a suministrar 27,7 millones de metros cúbicos diarios desde 2011 deberá postergarse uno o dos años. Y acusó a las petroleras por la imposibilidad de cumplir con el convenio.
El PaísEnviar
Un gigantesco apagón dejó sin luz a 4 millones de personas en el estado de Florida
19:42
Ocho centrales eléctricas estadounidenses, entre ellas dos nucleares, dejaron de funcionar por causas aún desconocidas. En Miami hubo numerosos accidentes de tránsito por la falta de semáforos y muchas personas quedaron atrapadas en ascensores.
El MundoEnviar
Cañas debuta en el ATP de Acapulco
Enfrenta a otro argentino, Berlocq, por la primera ronda del torneo mexicano. Antes, Roitman cayó ante el australiano Luczak por 6-3 y 6-4. Y en la madrugada, Mónaco le había ganado a Brzezicki. También juegan Nalbandian, Acasuso, Calleri, Chela y Vassallo Argüello.

el carlo menen dijo...

José Baig
Enviado especial a Chile

"Vivo bien", dice. Y repite: "vivo bien", como tratando de convencerse y convencer al resto que los pedidos de extradición y de captura internacional que le dictaron no se van a concretar.

Cecilia Bolocco, Carlos Menem y su hijo Máximo
Tengo una mujer hermosa como esposa, que fue miss universo. Tengo un hijo divino, y un nieto que es realmente excelente, es un nieto muy bonito. Así que estoy bien y vivo bien.
Carlos Menem

Al menos él parece convencido cuando anuncia que está creando un "polo opositor" al gobierno de Néstor Kirchner que le permitirá ganar una banca como senador en el 2005 y su tercera presidencia en el 2007.

Asegura que es inocente de los cargos que le han levantado en los tribunales y descarta todas las acusaciones que se han hecho sobre su forma de administrar el país durante sus diez años de gobierno.

Elude responder directamente si se cree el único ser humano capaz de gobernar a Argentina, o por qué la expresión "década menemista" refiere a un periodo de la historia argentina en el que la corrupción y el despilfarro eran la norma.

Sus palabras están llenas de referencias a los "grandes hombres" de la Historia. Juan Domingo Perón, Winston Churchill y hasta Cristo aparecen en sus respuestas como "perseguidos" a pesar de haber realizado grandes obras.

Asegura que "aunque parezca mentira" su patrimonio personal es de solo dos millones de pesos argentinos (US$ 700.000) y que el apartamento donde vive en Chile y otro donde pasa vacaciones en Miami son de su esposa, Cecilia Bolocco.

Algunos lo responsabilizan del desplome financiero del país, otros aseguran que promovió los hechos de corrupción más escandalosos de la historia reciente. Sus seguidores dicen que es lo mejor que le pudo pasar al país.

Nacho dijo...

yo te comento

gabrielaa. dijo...

si pero no importa si ponen doscientas mil palabras o dos

mejor dos

más rápido
más comentarios

gabrielaa. dijo...

todo les tengo que explicar ?!?!?!

TODO ?!?!?!?

o wehe iss mir !

Lucas Ayala dijo...

quién es el que cuida esto?

Anónimo dijo...

no se pero se viene el SESENTAYNUEVE

Anónimo dijo...

a la una

gabrielaa. dijo...

y



no
es



UN


MITOOOOOOOOOOOOOOO

gabrielaa. dijo...

je

te cagué





y me voy a dormir

good night

ese perro está flor y truco dijo...

¿esta es la web del Club de Amigos?

Anónimo dijo...

aca puede pasar cualquier cosa

resumen dijo...

72 comentarios
Cerrar esta ventana Ir al formulario de comentarios

Blogger gabrielaa. dijo...

CHOPOCHOPOCHOPOCHOPO

26 de febrero de 2008 20:16
Anónimo Anónimo dijo...

hola, vengo a ver que es esto

aja, que lindo

26 de febrero de 2008 20:25
Anónimo griselda dijo...

naba

26 de febrero de 2008 20:25
Anónimo marcos dijo...

yo me sumo a esta campaña!

100000 comments!!!!!

100000 comments!!!!!

26 de febrero de 2008 20:27
Anónimo Anónimo dijo...

vamos carajo

ahora si!!!

26 de febrero de 2008 20:35
Anónimo cecilia dijo...

acá regalan Fanta?

26 de febrero de 2008 20:36
Anónimo Anónimo dijo...

Que otros se jacten de blogs que les ha sido dado escribir, yo me jacto de los que me ha sido dado comentar.

26 de febrero de 2008 20:39
Anónimo griselda dijo...

¡anónimo, da la cara!

26 de febrero de 2008 20:40
Anónimo griselda dijo...

hacete amigo

¿trabajás o estudiás?

26 de febrero de 2008 20:41
Anónimo Anónimo dijo...

fanta no, mirinda

26 de febrero de 2008 20:41
Anónimo Anónimo dijo...

hola gri

26 de febrero de 2008 20:41
Blogger Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez dijo...

Quiero decir que me sumo fervientemente a esta noble causa.

Atte.
Inspector H. Lima Gonzalez

26 de febrero de 2008 20:42
Anónimo griselda dijo...

el miércoles que viene está steel pulse en el luna

26 de febrero de 2008 20:42
Anónimo Anónimo dijo...

vamos carajo

26 de febrero de 2008 20:43
Anónimo marcos dijo...

vamos a reventar internet, loco

26 de febrero de 2008 20:43
Anónimo link hacia un pelotudo dijo...

-

26 de febrero de 2008 20:45
Anónimo griselda dijo...

cuando llegamos a los 100000 qué pasa

¿hay premio?

26 de febrero de 2008 20:45
Anónimo gustavo cerati dijo...

no seas tan cru-el

26 de febrero de 2008 20:45
Anónimo fito paez dijo...

hola Cerati

26 de febrero de 2008 20:47
Anónimo luis alberto spinetta dijo...

¿té para 3?

26 de febrero de 2008 20:49
Blogger Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez dijo...

Me gustó la idea, se puede comentar cualquier cosa parece.

Yo
caminaba
y apareció una sombra
siempre lejana
siempre lejana

bueno, estoy en un taller de poesía.

Atte.
Inspector H. Lima Gonzalez

26 de febrero de 2008 20:49
Anónimo fito cerati dijo...

hola gustavo paez

26 de febrero de 2008 20:50
Blogger Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez dijo...

Tengo que invitar al doctor Peralta Levín.

26 de febrero de 2008 20:51
Anónimo Anónimo dijo...

jaaaaaaaauuuuuuuuuuuuuuuuuuuuuajjjjjjjjjjjjjjjjjjjjjaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaaujau

26 de febrero de 2008 20:52
Blogger gabrielaa. dijo...

avísenle a s.o.s. que hoy andaba verborrágico

26 de febrero de 2008 20:57
Blogger Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez dijo...

Gabrielaa., por favor no invoque a ese joven que no es necesario aquí.

Mientras menos se lo vea mejor para todos.

Atte.
Inspector H. Lima Gonzalez

26 de febrero de 2008 20:59
Anónimo Anónimo dijo...

pero si rompemos internet, con que vamos a jugar

26 de febrero de 2008 21:02
Blogger Lucas Ayala dijo...

mirá vos qué interesante...

se va a complicar llegar a 100000 comentarios...

26 de febrero de 2008 21:07
Blogger gabrielaa. dijo...

no no
hacemos como con el Chau

vas a ver






lo lograremos!!!








Jerónimoooooooooooooooooooo

26 de febrero de 2008 21:10
Anónimo carnavalito nebbia dijo...

pato trabaja en una carnicería...

26 de febrero de 2008 21:13
Anónimo Anónimo dijo...

carnavalito nebbia???

26 de febrero de 2008 21:16
Blogger oloman dijo...

Bueno, pondremos nuestro granito de arena...

Saludos,

Oloman

26 de febrero de 2008 21:18
Anónimo Anónimo dijo...

che que mix
carnavalito nebbia y moris
abrieron las puertas del geriatrico

26 de febrero de 2008 21:21
Anónimo luis alberto spinetta dijo...

y el durazno que sangra

26 de febrero de 2008 21:23
Anónimo marcos dijo...

esto mata, loco es lo mas

aguanten los 100000 comentarios

26 de febrero de 2008 21:25
Anónimo Chau dijo...

일본영화의 전통적 잔재에서도 장르의 법칙에서도 자유로운 스타일로 전세계적으로 그 재능을 인정받은 아오야마 신지 감독이 10년의 시간을 들여 구상한 기대작
이번 예고편은 영화의 제목과 동명의 타이틀이기도 한 조니 썬더스가 우수어린 목소리로 부르는
으로 시작된다. 자신을 버린 어머니에게 복수를 다짐하지만, 함께 시간을 보낼수록 어쩐지 흔들려가는 켄지의 마음과 역시 상처하나씩 마음속에 품고 살아가는 마미야 운송의 사람들의 이야기가 조금씩 공개되며 호기심을 자극한다

26 de febrero de 2008 21:27
Anónimo wena naty dijo...

hola hueones
aqui les havla la wena naaty desde yile
pottense vien hueón qui si no les van a pasar cosita harto horrendas pó

26 de febrero de 2008 21:28
Blogger Lake dijo...

gROSSO!

26 de febrero de 2008 21:28
Anónimo weena naty dijo...

pd, ese hueón fabri me tiene loquita de amor

aguanti el pisco que es yileno

26 de febrero de 2008 21:29
Blogger gabrielaa. dijo...

hey nice blog, Oloman!

26 de febrero de 2008 21:29
Anónimo Anónimo dijo...

no entendi nada de lo que dijo weena naty...

26 de febrero de 2008 21:30
Anónimo weena naaty dijo...

si les suena en la k-beza la vosesita del aiudante del funebrero que ase peña hueón, es casulitád pó

26 de febrero de 2008 21:31
Anónimo Anónimo dijo...

hueon?
pisco?
fabri?
pó?????

26 de febrero de 2008 21:31
Blogger gabrielaa. dijo...

ay lake cuál es tu primary blog?

26 de febrero de 2008 21:32
Anónimo Anónimo dijo...

en que idioma hablas, naty??

26 de febrero de 2008 21:32
Blogger gabrielaa. dijo...

pisco, baby, pisco !!!

26 de febrero de 2008 21:35
Blogger gabrielaa. dijo...

PISCO SOUR!

lo más
quiero quiero quiero




ya mismo


PISCO SOUR !!!

26 de febrero de 2008 21:35
Anónimo cecilia dijo...

me la dejan en paz a la naty, eh

que es una compañera, pó

26 de febrero de 2008 21:41
Blogger gabrielaa. dijo...

ay qué ganas de ir a comer locos al Mercado

26 de febrero de 2008 21:42
Anónimo Anónimo dijo...

www.cominga.com
LAS MEJORES DESCARGAS GRATUITAS

26 de febrero de 2008 21:44
Anónimo esteban casas dijo...

este blog tiene poca informacion

por que hacen esto?
de donde son?
que pasa cuando lleguemos a los cienmil?

26 de febrero de 2008 21:45
Anónimo charly dijo...

Desnuda de frío y hermosa como ayer,
tan exacta como dos y dos son tres.
Ella llegó a mí, apenas la pude ver
aprendí a disimular mi estupidez.

Bienvenida Casandra!
Bienvenido el sol y mi niñez,
sigue y sigue bailando alrededor,
aunque siempre seamos pocos los que
aún te podemos ver.

Les contaste un cuento
sabiendolo contar
y creyeron que tu alma estaba mal.

La mediocridad para algunos es normal
la locura es poder ver más allá.
Baila y baila Casandra!
Digo bien, bien, bien!
La pude ver:
no hablo yo de fantasmas ni de Dios
sólo te cuento las cosas que
se te pueden perder.

26 de febrero de 2008 21:45
Anónimo charly dijo...

http://es.youtube.com/watch?v=XDB5nDeH22k

26 de febrero de 2008 21:51
Anónimo sergio marchi dijo...

charly, como hiciste para acordarte toda la letra?!?!?!

26 de febrero de 2008 21:52
Anónimo no sólo de rumba vive el hombre dijo...

Letra y música: Albert Pla.

Sucio puerco solitario
voy vomitando mi llanto
y al verme tan inútil
nadie quiere darme un beso
porque apesto a estercolero
y hasta se me caen los mocos
me los como y es penoso

no poderlos compartir
nunca nadie se ha atrevido
a darme un poco de cariño

Soy repugnante. Un cerdo
peor que un puerco
porque será

que si me miro en el espejo
me entra ese mal sabor de boca
y tengo Ganas de escupir
será de rabia que escupo
por mi asqueroso destino
soy peor que un marginado
pero si reniego del sistema
o maldigo esta sociedad
si me cago en este mundo
me cago en los calzoncillos
me contengo
no puedo evitarlo
me cago en todo

Y luchando contra mi sino
ni siquiera me permito
ni la más leve sonrisa
pues si estoy alegre erupto
Me atraganto en mi alegría
y siempre se me escapa un pedo
cuando me pongo contento
no lo resisto
no puedo aguantarme
porque será

Mi ser es un vertedero
pura basura una miseria
un gran mont&oAcute;n de porquería
se me revuelven las tripas
de tanto asco que me doy
y vomito de tristeza
cuando miro lo que soy
Mi vida es una horrible pesadilla

a veces sueño
que soy pura fragancia perfumada
sensual
y ese sueño huele tan bien
dulce ambrosía
brisa primaveral
quien pudiera dormir eternamente

Pero luego me despierto
ya volví a cagarme encima
ya volví a ensuciar la cama
y de nuevo me reencuentro
en mi apestada realidad
con mi fétido pasado
mi putrefacto futuro
con mi inmensa verdad de hedor amargo

yo sufro de un horrible mal
un mal llamado diarrea mental
yo sufro de un horrible mal
un mal llamado diarrea mental

26 de febrero de 2008 21:53
Blogger gabrielaa. dijo...

ay qué asco !!!

26 de febrero de 2008 21:54
Anónimo betito plá, el nieto de norma dijo...

es que hoy no es mi día

26 de febrero de 2008 21:55
Anónimo capitán beto dijo...

hola

26 de febrero de 2008 21:56
Anónimo guy de maupassant dijo...

A LAS AGUAS


DIARIO DEL MARQUÉS DE ROSEVEYRE

12 DE JUNIO 1880.— ¡A Loëche! ¡Quieren que vaya a pasar un mes a Loëche! ¡Misericordia!¡ Un mes en esta ciudad que dicen ser la más triste, la más muerta, la más aburrida de las villas! ¡Qué digo, una ciudad! ¡Es un agujero, no una ciudad! ¡Me condenan a un mes de baño..., en fin!

13 DE JUNIO.— He pensado toda la noche en este viaje que me espanta ¡Solo me queda una cosa por hacer, voy a llevar una mujer! ¿Podrá distraerme esto, tal vez? Y además yo aprenderé, con esta prueba, si estoy maduro para el matrimonio.
Un mes a solas, un mes de vida en común con alguien, de una vida en pareja completa, de conversación a todas las hora del día y de la noche.¡Diablos!
Estar con una mujer durante un mes, es verdad, no es tan grave como tenerla de por vida; pero es de por sí mucho más serio que estar con ella por una noche. Sé que podré devolverla, con algunos cientos de luises; ¡pero entonces permaneceré solo en Loëche, lo que no es nada divertido!
La elección será difícil. No quiero ni una coqueta ni una espabilada. Es necesario que no me sienta ni ridículo ni orgulloso de ella. Quiero que se diga: “El marqués de Roseveyre está de buena suerte”; pero no quiero que se cuchichee: “ Ese pobre marqués de Roseveyre!”. En suma, tengo que exigir a mi pasajera compañera todas las cualidades que exigiría a mi compañera definitiva. La única diferencia que se puede establecer es aquella que existe entre el objeto nuevo y el objeto de ocasión.¡Bah!, ¡se puede encontrar, voy a pensar en ello!

14 DE JUNIO.—¡Berthe!...He aquí mi acompañante. Veinte años, guapa, recién salida del Conservatorio, esperando un papel, futura estrella. Buenos modales, altivez, carácter y...amor. Objeto de ocasión pudiendo pasar por nuevo.

15 DE JUNIO.— Está libre. Sin compromiso de negocios o de corazón, ella acepta, yo mismo he encargado sus vestidos, para que no tenga aspecto de jovencita.

20 DE JUNIO.— Basilea. Duerme. Voy a comenzar mis notas de viaje.
De hecho, ella es encantadora. Cuando llegó a la estación delante de mi, no la reconocía, hasta tal punto tenía aspecto de mujer de mundo. Verdaderamente tiene porvenir esta niña....en el teatro.
Me pareció cambiada en sus modales, en su andar, en su actitud y sus gestos, en la forma de sonreír, en la voz, en todo, irreprochable, en fin.¡Y peinada!¡oh! Peinada de una forma divina, de una manera encantadora y sencilla, en una mujer que ya no tiene que atraer las miradas, que ya no tiene que agradar a todos, cuyo papel ya no es seducir, a primera vista, a los que la vean, sino que quiere gustar a uno solo, discretamente, y únicamente. Y esto se dejaba ver en todo su aspecto. Se mostraba tan finamente y tan completamente, la metamorfosis me pareció tan absoluta y hábil, que le ofrecí mi brazo como hubiera hecho con mi mujer. Ella lo tomó con soltura como si se tratara de mi mujer.
Frente a frente en el portalón permanecimos en un primer momento inmóviles y mudos. Después ella levantó su velo y sonrió...Nada más. Un sonreír de buen tono.¡Oh! Me daba miedo besarla, la comedia de la ternura, el eterno y banal juego de las jóvenes. Pero no, ella se contuvo. Es fuerte.
Más tarde hemos charlado un poco como dos jóvenes esposos, un poco como dos extraños. Era amable. Muchas veces sonreía mirándome. Era yo ahora quien tenía ganas de abrazarla. Pero permanecí tranquilo.
En la frontera, un funcionario abrió bruscamente la puerta y me preguntó:
—¿Su nombre, señor?
Me sorprendió. Respondí:
—Marqués de Roseveyre.
—¿A dónde se dirige usted?
—A las termas de Loëche, en le Valais.
Escribió en un registro. Respondió:
—¿La señora es su mujer?
¿Qué hacer? ¿Qué responder? Levanté los ojos hacia ella dudando. Ella estaba pálida y miraba a lo lejos...
Sentí que iba a ofenderla muy gratuitamente. Y además, en fin, sería mi compañía durante un mes.
Dije:
—Sí, señor.
De repente la vi enrojecer. Me sentí feliz.
Pero en el hotel, llegando aquí, la propietaria le tendió el registro. Ella me lo pasó muy rápidamente; me di cuenta de que ella me estaba mirando mientras escribía. ¡Era nuestra primera noche de intimidad!...¿Una vez pasada la página, quien leería este registro? Yo escribí: “Marqués y marquesa de Roseveyre, dirigiéndose a Loëche.”

21 DE JUNIO.— Seis de la mañana. Bâle. Salimos para Berne. Decididamente tengo buena mano.

21 DE JNIO.— Diez de la noche. Jornada singular. Estoy un poco emocionado. Esto es tonto y divertido.
Durante el trayecto, hemos podido hablar un poco. Se había levantado un poco temprano; estaba cansada; dormitaba.
Tan pronto estuvimos en Berne, quisimos contemplar ese panorama de los Alpes que yo no conocía en absoluto; y he aquí que salimos por la ciudad, como dos recién casados.
Y de repente percibimos una llanura desmesurada, y allá abajo, allá abajo, los glaciares. De lejos, así, no parecían inmensos, y sin embargo aquella vista me produjo un escalofrío en las venas. Un resplandeciente sol poniente caía sobre nosotros; el calor era terrible. Fríos y blancos permanecían ellos, los montes helados. El Jungfrau, el Vierge, dominando a sus hermanos, extendía su ancha falda de nieve, y todos, hasta perderse de vista, se alzaban a su alrededor, los gigantes de cabeza blanca, las eternas cimas heladas que el agonizante día hacía más claras, como plateadas, sobre el azul oscuro de la noche.
Su infinidad inerte y colosal daba la sensación de comienzo de un mundo sorprendente y nuevo, de una región escarpada, muerta, petrificada pero atrayente como el mar, llena de un poder de seducción misteriosa. El aire que había acariciado sus cimas siempre heladas parecía venir hacia nosotros por encima de los campos estrechos y floridos, muy diferente al aire fecundante de las llanuras. Tenía algo de desapacible y de poderoso, de estéril, como un aroma de espacios inaccesibles.
Berthe, ensimismada, observaba sin cesar, sin poder pronunciar ni una palabra.
De repente me cogió la mano y la apretó. Yo mismo sentía en el alma esa especie de fiebre, esa exaltación que nos sobrecoge delante de ciertos espectáculos inesperados. Agarré esa pequeña mano temblorosa y la llevé a mis labios; y la besé, a fe mía, con amor.
Permanecí un poco turbado.¿Pero por quien? ¿Por ella o por los glaciares?

24 DE JUNIO.—Loëche, diez de la noche.
Todo el viaje ha sido delicioso. Hemos pasado medio día en Thun, contemplando la ruda frontera de montañas que debíamos franquear al día siguiente.
Al amanecer, atravesamos el lago, el más hermoso de Suiza tal vez. Unas mulas nos esperaban. Nos sentamos sobre sus lomos y partimos. Después de haber desayunado en un pueblecito, comenzamos a escalar, entrando lentamente en la garganta que sube poblada de árboles, siempre dominada por las altas cumbres. De territorio en sitio, sobre las pendientes que parecen venir del cielo; se distinguen puntos blancos, chalets construidos allí no se sabe cómo. Atravesamos torrentes, percibimos, a veces, entre dos puntiagudas cimas y cubiertas de abetos, una inmensa pirámide de nieve que parecía tan próxima que hubiéramos jurado alcanzarla en diez minutos, pero que apenas habríamos llegado en veinticuatro horas.
A veces atravesábamos caos de piedras, estrechas llanuras tapizadas de rocas desprendidas como si dos montañas se hubieran enfrentado en esta contienda, dejando sobre el campo de batalla los restos de sus miembros de granito.
Berthe, extenuada, dormía sobre su animal, abriendo de vez en cuando los ojos para ver de nuevo. Acabó por adormecerse, y yo la sujetaba por una mano, feliz de su contacto, de sentir a través de su vestido el suave calor de su cuerpo. Llegó la noche, todavía subíamos. Nos paramos delante de la puerta de un pequeño albergue perdido en la montaña.
¡Dormimos!¡Oh!¡Dormimos!
Al amanecer, corrí a la ventana, y prorrumpí en un grito. Berthe llegó a mi lado y se quedó estupefacta y embelesada. Habíamos dormido en la nieve.
Todo a nuestro alrededor, montes enormes y estériles cuyos huesos grises sobresalían bajo su abrigo blanco, montes sin pinos, sombríos y helados, se elevaban tan alto que parecían inaccesibles.
Una hora después de estar en ruta de nuevo, percibimos, al fondo de este embudo de granito y de nieve, un lago negro, sombrío, sin una onda, que durante largo tiempo habíamos seguido. Un guía nos trajo algunos edelweiss, las flores blancas de los glaciares. Berthe hizo un ramillete para su blusa.
De repente, la garganta de peñascos se abrió delante de nosotros, descubriendo un horizonte sorprendente: toda la cadena de los Alpes piamonteses más allá del valle del Ródano. Las enormes cumbres, de lugar en lugar, dominaban la multitud de cimas menores. Eran el monte Rose, arduo y macizo; el Cervin, recta pirámide donde muchos hombres han muerto, el Dent-du-Midi; otros cientos de puntos blancos, relucientes como cabezas de diamantes, bajo el sol.
Pero bruscamente el sendero que seguíamos se detuvo al borde de un precipicio, y en el abismo, en el fondo del agujero negro de dos mil metros, encerrado entre cuatro muros de rectos peñascos, sombríos, salvajes, sobre una capa de hierba, percibimos algunos puntos blancos con bastante parecido a corderos en un prado. Eran las casas de Loëche.
Fue necesario dejar las mulas, siendo el camino tan peligroso. El sendero desciende a lo largo de la roca, serpentea, gira, va, vuelve, sin jamás perder de vista el precipicio, y siempre también el pueblo que crece a medida que nos acercamos. Es a lo que se le llama el pasaje de la Gemmi, uno de los más bellos de los Alpes, sino el más bello.
Berthe, apoyándose en mi, prorrumpía gritos de alegría y gritos de pavor, feliz y temerosa como un niño. Como estábamos a algunos pasos de los guías y ocultos por un voladizo de la roca, me abrazó. Yo la abracé...
Yo me había dicho:
—En Loëche, pondré cuidado en hacer entender que no estoy con mi mujer.
Pero por todos lados yo la había tratado como tal, en todas partes la había hecho pasar por la marquesa de Roseveyre. No podía ahora inscribirla bajo otro nombre. Y además la habría herido en el corazón, y verdaderamente era encantadora.
Pero le dije:
—Querida amiga, llevas mi apellido, la gente me cree tu marido; espero que te comportes con todo el mundo con una extrema prudencia y una extrema discreción. Nada de conocidos, de charlas, de relaciones. Que te crean noble, peor actúa de forma que nunca tenga que reprocharme lo que he hecho.
Ella respondió:
—No tenga miedo, mi pequeño René.

26 DE JUNIO.— Loëche no es triste. No. Es salvaje, pero muy hermosa. Este muro de rocas altas de dos mil metros, de donde se deslizan cientos de torrentes semejantes a hilillos de plata; este ruido eterno del agua que discurre; este pueblo sepultado en los Alpes desde donde se ve, como desde el fondo de un pozo, el solo lejano atravesar el cielo; el glaciar vecino, muy blanco en la escotadura de la montaña, y ese pequeño valle lleno de arroyos, lleno de árboles, pleno de frescura y de vida, que desciende hacia el Ródano y deja ver en el horizontes las cimas nevadas del Piémont: todo esto me seduce y me encandila. Tal vez si...si Berthe no estuviera aquí?...
Es perfecta, esta niña, reservada y distinguida mas que nadie. Yo escucho decir:
—¡Qué hermosa es, esta marquesita!...

27 DE JUNIO.— Primer baño. Descendemos directamente de la habitación a las piscinas, donde veinte bañistas tiemblan, ya vestidos con largos vestidos de lana, juntos hombres y mujeres. Unos comen, otros leen, otros charlan. Mueven delante de si pequeñas tablas flotantes. A veces juegan al anillo, lo que no siempre es decoroso. Vistos a través de las galerías que rodean el baño, tenemos aspecto de gruesos sapos en una tinaja.
Berthe ha venido a sentarse a esta galería para charlar un poco conmigo. La han mirado mucho.

28 DE JUNIO.— Segundo baño. Cuatro horas de agua. Las tomaré de ocho en ocho horas. Tengo por compañeros bañistas el príncipe de Vanoris (Italia), el conde Lovenberg (Austria), el barón Samuel Vernhe (Hungría u otra parte), además una quincena de personajes de menor importancia, pero todos nobles. Todo el mundo es noble en las villas termales.
Ellos me piden, uno tras otro, ser presentados a Berthe. Yo respondo: “¡Si!” y me retiro. Me creen celoso, ¡qué tontería!

29 DE JUNIO.— ¡Diablos! ¡diablos! La princesa de Vanoris ha venido ella misma en persona a buscarme, deseando conocer a mi mujer, en el momento en que entrábamos en el hotel. Yo le presenté a Berthe, pero le he rogado con delicadeza que evitara encontrarse con esta dama.

2 DE JULIO.— El príncipe nos ha agarrado del cuello para llevarnos a su apartamento, donde los bañistas insignes tomaban el té. Berthe era, sin duda alguna, mejor que todas las damas; ¿pero qué hacer?

3 DE JULIO.— ¡A fe mía, qué le vamos a hacer! Entre estos treinta hidalgos, ¿no se encuentran al menos diez de fantasía? ¿Entre estas dieciséis o diecisiete mujeres, están más de doce seriamente casadas, y de estas doce, más de seis irreprochables? ¡Tanto peor para ellas, tanto peor para ellos!¡Ellos lo han querido!

10 DE JULIO.— BERTHE es la reina de Loëche! ¡Todo el mundo está loco por ella; la celebran, la miman, la adoran! Por otra parte, ella es soberbia en gracia y distinción. Me envidian.
La princesa de Vanoris me ha preguntado:
—¡Ah! Marques, ¿dónde ha encontrado este tesoro?
Yo tenía deseos de responder:
—¡Primer premio del Conservatorio, curso de comedia, contratada en el Odeón, libre a partir del 5 de agosto de 1880!
¡Qué cara hubiera puesto, Dios mío!

20 DE JULIO.— Berthe es realmente sorprendente. Ni una falta de tacto, ni una falta de gusto; ¡una maravilla!

10 DE AGOSTO.— Paris. Se acabó. Tengo el corazón hecho polvo. La víspera de la partida creí que todo el mundo iba a llorar.
Decidimos ir a ver amanecer sobre el Torrenthon, luego de volver a descender a la hora de nuestra partida.
Nos pusimos en marcha hacia media noche, sobre unas mulas. Los guías portaban faroles: y la larga caravana se extendía por el camino sinuoso del bosque de pinos. Luego atravesamos los pastos donde rebaños de vacas erraban en libertad. Después alcanzamos la región de las rocas, donde la misma hierba desaparecía.
A veces, en la sombra, se distinguía, sea a derecha, sea a izquierda, una masa blanca, un amontonamiento de nieve en un agujero de la montaña.
El frío llegaba a ser mordiente, pinchaba los ojos y la piel. El viento desecante de las cimas soplaba, quemando las gargantas, aportando los hálitos helados de cien lugares de picos congelados.
Cuando llegamos a nuestro destino era ya de noche. Desembalamos todas las provisiones para beber el champán al amanecer.
El cielo palidecía sobre nuestras cabezas. Vimos de pronto un obstáculo a nuestros pies; luego, a unos cientos de metros, otra cima.
El horizonte entero parecía lívido, sin que se distinguiera nada todavía a lo lejos.
Pronto descubrimos, a la izquierda, una enorme cima, el Jungfrau, después otra, después otra. Aparecían poco a poco como si fueran levantándose a lo largo del nacimiento del día. Y nosotros quedábamos estupefactos de encontrarnos así en el medio de estos colosos, en este país desolado de nieves eternas. De repente, en frente, se nos mostró la desmesurada cadena del Piémont. Otras cumbres aparecieron al norte. Realmente era el inmenso país de los grandes montes de frentes helados, desde el Rhindenhorn, pesado como su nombre, hasta el fantasma a penas visible del patriarca de los Alpes, el Mont Blanc.
Unos eran orgullosos y rectos, otros acuclillados, otros deformes, pero todos homogéneamente blancos, como si algún Dios hubiera arrojado sobre la jorobada tierra un sábana inmaculada.
Unos parecían tan cerca que habríamos podido saltar sobre ellos.; otros estaban tan lejos que apenas les distinguíamos.
El cielo se volvió rojo; y todos enrojecieron. Las nubes parecían sangrar sobre ellos. Era maravilloso, casi pavoroso.
Pero pronto la nube encendida palideció, y toda la armada de cumbres insensiblemente se volvió rosa, de un rosa suave y tierno como los vestidos de una jovencita.
Y el sol apareció por encima de la capa de nieves. Entonces, de repente, el pueblo entero de los glaciares se hizo blanco, de un blanco brillante, como si el horizonte estuviera lleno de una multitud de cúpulas de plata.
Las mujeres, extasiadas, miraban.
Se estremecieron; un tapón de champán acababa de saltar; Y el príncipe de Vanoris, ofreciendo un vaso a Berthe, gritó:
—¡Bebo por la marquesa de Roseveyre!
Todos clamaron: “ ¡Yo bebo por la marquesa de Roseveyre!”
Ella montó encima de su mula y respondió:
—¡Yo bebo por todos mis amigos!
Tres horas más tarde, cogimos el tren para Ginebra, en el valle del Ródano.
Tan pronto estuvimos a solas Berthe, tan feliz y contenta hace un rato, se puso a sollozar, el rostro entre sus manos.
Yo me lancé a sus rodillas:
—¿Qué tienes? ¿Qué tienes? Dime, ¿qué tienes?
Ella balbuceó entre sus lágrimas:
—¡Es... es..es pues que se ha acabado ser una mujer honesta!
¡Verdaderamente, en ese momento estuve a punto de cometer una tontería, una gran tontería...!
No la hice.
Dejé a Berthe entrando en Paris. Tal vez más tarde habría sido demasiado débil.

(El diario del marqués de Roseveyre no ofrece ningún interés durante los dos años siguientes. En la fecha 20 de julio de 1883 encontramos las líneas siguientes).

20 DE JULIO DE 1883.— Florencia. Triste recuerdo dentro de poco. Me paseaba por los Cassines cuando una mujer hizo parar su coche y me llamó. Era la princesa de Vanoris. Tan pronto me tuvo al alcance de la voz:
—¡Oh!, marqués, mi querido marqués, ¡qué contenta estoy de reencontrarle! Rápido, rápido, deme noticias de la marquesa; es realmente la mujer más encantadora que he visto en toda mi vida!.
Me quedé sorprendido, no sabiendo qué decir y golpeado en el corazón de una forma violenta. Balbuceé:
—No me hable nunca de ella, princesa, hace tres años que la he perdido.
Ella me cogió la mano.
—¡Oh! ¡Cómo lo siento, amigo mío!
Se fue. Me sentí triste, descontento, pensando en Berthe, como si acabáramos de separarnos.
¡El Destino muy a menudo se equivoca!
Cuántas mujeres honestas habían nacido para ser mujerzuelas, y lo demuestran.
¡Pobre Berthe! Cuántas otras habían nacido para ser mujeres honestas...y ésta...más que las demás...tal vez....En fin, no pensemos más.

26 de febrero de 2008 21:56
Anónimo Anónimo dijo...

PERO QUE WEONES QUE SON TODOS
QUE ES ESTO PINCHE AWEONADOS, NO DICE NADA EN ESTE BLOG!!

26 de febrero de 2008 21:58
Anónimo cholo de estudiantes dijo...

20:58
Fue 0-0 en La Plata, por la segunda fecha del Grupo 2 de la Libertadores. Hubo más lucha y fricción que fútbol, y el punto terminó cayéndole mejor al equipo de Cabrero. El Pincha todavía no ganó en la Copa.

* Ficha del partido
* Copa Libertadores| Estadísticas
* VXV| Lanús debutó con un triunfo en la Copa

DeportesEnviar
Bolivia quiere reprogramar el plan de envío de gas a la Argentina
20:37
El vicepresidente Alvaro García Linera sostuvo que el acuerdo por el cual su país se comprometió a suministrar 27,7 millones de metros cúbicos diarios desde 2011 deberá postergarse uno o dos años. Y acusó a las petroleras por la imposibilidad de cumplir con el convenio.
El PaísEnviar
Un gigantesco apagón dejó sin luz a 4 millones de personas en el estado de Florida
19:42
Ocho centrales eléctricas estadounidenses, entre ellas dos nucleares, dejaron de funcionar por causas aún desconocidas. En Miami hubo numerosos accidentes de tránsito por la falta de semáforos y muchas personas quedaron atrapadas en ascensores.
El MundoEnviar
Cañas debuta en el ATP de Acapulco
Enfrenta a otro argentino, Berlocq, por la primera ronda del torneo mexicano. Antes, Roitman cayó ante el australiano Luczak por 6-3 y 6-4. Y en la madrugada, Mónaco le había ganado a Brzezicki. También juegan Nalbandian, Acasuso, Calleri, Chela y Vassallo Argüello.

26 de febrero de 2008 22:07
Anónimo el carlo menen dijo...

José Baig
Enviado especial a Chile

"Vivo bien", dice. Y repite: "vivo bien", como tratando de convencerse y convencer al resto que los pedidos de extradición y de captura internacional que le dictaron no se van a concretar.

Cecilia Bolocco, Carlos Menem y su hijo Máximo
Tengo una mujer hermosa como esposa, que fue miss universo. Tengo un hijo divino, y un nieto que es realmente excelente, es un nieto muy bonito. Así que estoy bien y vivo bien.
Carlos Menem

Al menos él parece convencido cuando anuncia que está creando un "polo opositor" al gobierno de Néstor Kirchner que le permitirá ganar una banca como senador en el 2005 y su tercera presidencia en el 2007.

Asegura que es inocente de los cargos que le han levantado en los tribunales y descarta todas las acusaciones que se han hecho sobre su forma de administrar el país durante sus diez años de gobierno.

Elude responder directamente si se cree el único ser humano capaz de gobernar a Argentina, o por qué la expresión "década menemista" refiere a un periodo de la historia argentina en el que la corrupción y el despilfarro eran la norma.

Sus palabras están llenas de referencias a los "grandes hombres" de la Historia. Juan Domingo Perón, Winston Churchill y hasta Cristo aparecen en sus respuestas como "perseguidos" a pesar de haber realizado grandes obras.

Asegura que "aunque parezca mentira" su patrimonio personal es de solo dos millones de pesos argentinos (US$ 700.000) y que el apartamento donde vive en Chile y otro donde pasa vacaciones en Miami son de su esposa, Cecilia Bolocco.

Algunos lo responsabilizan del desplome financiero del país, otros aseguran que promovió los hechos de corrupción más escandalosos de la historia reciente. Sus seguidores dicen que es lo mejor que le pudo pasar al país.

26 de febrero de 2008 22:08
Blogger Nacho dijo...

yo te comento

26 de febrero de 2008 22:17
Blogger gabrielaa. dijo...

si pero no importa si ponen doscientas mil palabras o dos

mejor dos

más rápido
más comentarios

26 de febrero de 2008 22:32
Blogger gabrielaa. dijo...

todo les tengo que explicar ?!?!?!

TODO ?!?!?!?

o wehe iss mir !

26 de febrero de 2008 22:33
Blogger Lucas Ayala dijo...

quién es el que cuida esto?

26 de febrero de 2008 22:37
Anónimo Anónimo dijo...

no se pero se viene el SESENTAYNUEVE

26 de febrero de 2008 22:41
Anónimo Anónimo dijo...

a la una

26 de febrero de 2008 22:43
Blogger gabrielaa. dijo...

y



no
es



UN


MITOOOOOOOOOOOOOOO

26 de febrero de 2008 22:44
Blogger gabrielaa. dijo...

je

te cagué





y me voy a dormir

good night

26 de febrero de 2008 22:45
Anónimo ese perro está flor y truco dijo...

¿esta es la web del Club de Amigos?

26 de febrero de 2008 22:53
Anónimo Anónimo dijo...

aca puede pasar cualquier cosa

26 de febrero de 2008 22:56

creado por Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez a las 19:38 del 26-feb-2008

voligoma dijo...

y cómo pega... papel con papel

Siska dijo...

Rembrandt nació el 15 de julio de 1606 en Leiden, Holanda. Fuentes poco confiables suponen que tuvo entre siete y diez hermanos. Su padre era molinero, y su madre, hija de un panadero. De joven asistió a la escuela de latín, y luego se inscribió en la universidad local, donde no estudió mucho tiempo, porque su interés principal ya era la pintura.

Sus padres lo enviaron como aprendiz con un oscuro pintor de Leiden, Jacob van Swanenburgh, quien había vivido 25 años en Italia, e inició al joven Rembrandt en los rudimentos de la pintura. Después de un corto pero fructífero aprendizaje con Pieter Lastman en Ámsterdam, Rembrandt abrió un estudio en su ciudad natal, que compartía con sus amigos y con su colega Jan Lievens. En 1627 comenzó a aceptar alumnos, entre ellos Gerrit Dou.
Retrato de Saskia, su esposa
Retrato de Saskia, su esposa

Reembrandt fue descubierto por el poeta y estadista Constantijn Huygens, padre de Christiaan Huygens. Alrededor de 1631, Rembrandt gozaba ya de buena reputación, y recibía encargos de retratos desde Ámsterdam. Como resultado de esto, se mudó a esa ciudad, a la casa de Hendrick van Uylenburgh, un vendedor de arte.

Esta mudanza llevó al casamiento, en 1634, con la sobrina nieta de Hendrick, Saskia van Uylenburg. Fue obviamente un matrimonio por amor. Aunque ella venía de una buena familia (su padre había sido burgomaestre de Leeuwarden), Saskia era huérfana y no poseía mucha riqueza. Ella había vivido con su hermana en Frigia y no tenía demasiadas conexiones sociales en Ámsterdam. Todas estas circunstancias, sin embargo son suposiciones de los historiadores.

En 1639, Rembrandt y Saskia se mudaron a una casa prominente en la calle Jodenbree, en el barrio judío, que posteriormente se convertiría en el Museo Casa de Rembrandt. Aunque se encontraban en una situación opulenta, la pareja tuvo varios problemas en su vida personal. Tres de sus hijos fallecieron a poco de nacer. Sólo el cuarto hijo, Titus, nacido en 1641, sobrevivió hasta la edad adulta. Saskia murió en 1642, probablemente a causa de tuberculosis.
Hendrickje Stoffels modelo para una escena bíblica, Sara esperando a Tobías
Hendrickje Stoffels modelo para una escena bíblica, Sara esperando a Tobías

A finales de la década de 1640, Rembrandt formó pareja con Hendrickje Stoffels, mucho más joven, quien inicialmente había trabajado como sirvienta en su casa. En 1654 tuvieron una hija, Cornelia, que le significó a Hendrickje un reproche oficial de la Iglesia reformada holandesa, por «vivir en pecado». Rembrandt no fue apercibido porque no era miembro de la congregación. Por esos años pintó Jesucristo y la mujer adúltera (1644).

Rembrandt vivió con sus propios medios, comprando muchos artículos de arte, y especialmente impresiones y rarezas, que probablemente causaron su bancarrota en 1656. Allí Hendrickje y Titus iniciaron un negocio de arte para sobrevivir. Como sea, la fama de Rembrandt no se desvaneció en esos años, ya que recibió un importante encargo para una cuadro grande de tipo histórico para el nuevo edificio del ayuntamiento.

Rembrandt sobrevivió a Hendrickje y a Titus. Finalmente, sólo su hija Cornelia quedó a su lado. La sentida muerte de su bienamado hijo le produjo gran tristeza, y poco después él mismo falleció, el 4 de octubre de 1669 en Ámsterdam, donde fue inhumado bajo una lápida sin nombre en el cementerio del oeste.

Obra [editar]
Autorretrato con paleta, 1665-1669, óleo sobre lienzo, 114,3 x 94 cm., Kenwood House, The Iveagh Bequest, Londres, obra de los últimos años del pintor
Autorretrato con paleta, 1665-1669, óleo sobre lienzo, 114,3 x 94 cm., Kenwood House, The Iveagh Bequest, Londres, obra de los últimos años del pintor

Sólo hay una frase conocida de Rembrandt describiendo lo que pensaba lograr a través de su arte: «el mejor y más natural movimiento» [3] , que fue hallada en una carta escrita a uno de sus mecenas.

No está claro si se refería al movimiento de los objetos en los cuadros, a la emoción generada en el observador, o a ambas cosas, constituyendo el tema un motivo de debate entre sus historiadores.

En total Rembrandt produjo cerca de 854 cuadros, 300 aguafuertes, y 2.600 dibujos. Fue un prolífico pintor de autorretratos, pintando alrededor de 80 cuadros y 20 aguafuertes sobre el tema durante su larga carrera. Además nos dejó pinturas de su persona notablemente claras. Su mirada y —lo más importante— sus emociones nos permiten apreciar el infortunio y la tristeza que arrugan su rostro.

Entre las características prominentes de su obra se encuentra el uso del claroscuro, a menudo usando fuertes contrastes, lo que introduce al observador dentro del cuadro. Sus escenas vívidas y dramáticas destacan sobre la rígida formalidad que muestra la obra de la mayoría de los artistas de la época, junto con un profundo sentimiento de compasión por la raza humana, sin discriminación alguna por la fortuna o edad del sujeto.

En sus cuadros aparecen a menudo los miembros de su familia; su esposa Saskia, su hijo Titus, y su compañera sentimental Hendrickje, incluso usándolos como modelos en pinturas de temáticas mitológica o bíblica.

Períodos, temas y estilos [editar]

* Durante la época de Rembrandt en Leiden (1625–1631) fue notoria la influencia de Lastman. El joven Rembrandt abrió un taller, donde elaboró su primera obra inspirada en el apedreamiento de Esteban, denominado La lapidación de san Esteban. Los cuadros son bastante pequeños, pero ricos en detalles (por ejemplo en ropajes y joyas). La temática es principalmente religiosa o alegórica.

* Durante sus primeros años en Ámsterdam (1632–1636), Rembrandt utilizó grandes formatos y tonos fuertes representando escenas dramáticas. En esta época pintó muchos retratos. Otros cuadros tienen escenas bíblicas o mitológicas.

Ciudad bajo la tormenta, 1638
Ciudad bajo la tormenta, 1638

* A fines de la década de 1630, Rembrandt pintó varios paisajes, y grabó aguafuertes sobre la naturaleza. Los paisajes se muestran torturados por las fuerzas naturales, con árboles derribados por la tormenta, u ominosos cielos con nubes oscuras.

* Desde alrededor de 1640, su trabajo se vuelve más sobrio, reflejando las tragedias familiares que sufre. La exuberancia es reemplazada por profundas emociones internas. Las escenas bíblicas derivan ahora más frecuentemente del Nuevo Testamento en lugar del viejo, como era el caso antes. Los cuadros vuelven a ser pequeños. Una excepción es el enorme cuadro La ronda de noche, el más grande que pintó, retornando con él a la expresividad y espíritu de las obras anteriores. Los paisajes de esta época son generalmente aguafuertes. Las fuerzas de la naturaleza dejan la escena para permitir tranquilas escenas rurales de Holanda.

* En la década de 1650, el estilo cambia nuevamente; los cuadros crecen en tamaño, los colores se vuelven más cálidos, las pinceladas más fuertes. Con estos cambios, Rembrandt se distancia de sus primeras obras y de la moda de la época, que se inclinaba cada vez más a trabajos finos y detallados. Con los años, los temas bíblicos aparecieron nuevamente, pero el énfasis varió de grupos dramáticos a retratos más íntimos.

* En sus últimos años, Rembrandt pinta algunos de sus más bellos autorretratos, mostrando un rostro donde la pena y la tristeza han dejado su marca.

Colecciones pictóricas [editar]

* En Holanda, la más notable colección de obras de Rembrandt se encuentra en el Rijksmusem de Ámsterdam, incluyendo Ronda de Noche, y La novia judía.

* Muchos de sus autorretratos se exhiben en el Mauritshuis de La Haya.

* Su hogar, preservado como Museo de la Casa Rembrandt ("Rembrandthuis"), muestra muchos ejemplos de sus grabados.

* Colecciones importantes en otros países se encuentran en Berlín, Ermitage de San Petersburgo, Metropolitan Museum de Nueva York, Washington, DC, el Museo del Louvre en París y la Galería Nacional de Londres.

Principales cuadros [editar]
La lección de anatomía del Dr. Nicolaes Tulp, 1632, óleo sobre lienzo, 169,5 x 216,5 cm, (Mauritshuis, La Haya)
La lección de anatomía del Dr. Nicolaes Tulp, 1632, óleo sobre lienzo, 169,5 x 216,5 cm, (Mauritshuis, La Haya)
Sansón cegado por los filisteos, 1636, óleo sobre lienzo, 205 × 272 cm, (Instituto Städel, Fráncfort del Meno)
Sansón cegado por los filisteos, 1636, óleo sobre lienzo, 205 × 272 cm, (Instituto Städel, Fráncfort del Meno)
La ronda de noche, 1642, óleo sobre lienzo, Rijksmuseum, Ámsterdam
La ronda de noche, 1642, óleo sobre lienzo, Rijksmuseum, Ámsterdam
Lección de anatomía del doctor Deyman, 1656, óleo sobre lienzo, 100 x 134 cm, Rijksmuseum, Ámsterdam
Lección de anatomía del doctor Deyman, 1656, óleo sobre lienzo, 100 x 134 cm, Rijksmuseum, Ámsterdam

* 1629 – Un artista en su estudio o El pintor en su estudio (Museo de Bellas Artes, Boston, Massachusetts)
* h. 1629 - "Cristo en Emaús" (Museo Jacquemart-André, París)
* 1630 – La resurrección de Lázaro (LACMA, Los Ángeles)
* 1630 - Jeremías prevé la destrucción de Jerusalén (Rijksmuseum, Ámsterdam)
* 1630-35 – Turco (Galería Nacional de Arte, Washington, DC)
* 1631 – Retrato de Nicolaes Ruts (Colección Frick, Nueva York)
* 1632 – Lección de anatomía del Dr. Nicolaes Tulp (Mauritshuis, La Haya)
* 1632 – Retrato de un noble oriental (Museo Metropolitano de Arte, Nueva York)
* 1633 – Cristo en la tormenta sobre el lago de Galilea (Museo Isabella Stewart Gardner, Boston; actualmente desaparecido por robo [4] )
* 1633 - El descendimiento de la cruz (Alte Pinakothek, Múnich)
* 1634 - "La reina Artemisa" (Museo del Prado, Madrid)
* 1635 – La fiesta de Belshazzar (Galería Nacional, Londres)
* 1636 – La ceguera de Sansón (Instituto Städel, Fráncfort del Meno)
* 1636 – Dánae (Museo del Hermitage, San Petersburgo)
* 1642 – La ronda de noche (Rijksmuseum, Ámsterdam)
* ±1643 – Cristo curando a los enfermos (Victoria and Albert Museum, Londres [5] )
* 1647 – Vieja dama con un libro (Galería Nacional de Arte, Washington, D.C.)
* 1650 – El filósofo (Galería Nacional de Arte, Washington, D.C.)
* 1650 – El molino (Galería Nacional de Arte, Washington, D.C.)
* 1652 - Los síndicos de los pañeros (Rijksmuseum, Ámsterdam)
* 1653 – El sacrificio de Isaac (Museo Hermitage, San Petersburgo)
* 1653 – Aristóteles contemplando el busto de Homero, o Aristóteles con un busto de Homero (Museo Metropolitano de Arte, Nueva York)
* 1654 – Betsabé en su baño (Louvre, París [6] )
* 1655 – José acusado por la esposa de Putifar (Galería Nacional de Arte, Washington, D.C.)
* 1655 - El buey desollado (Louvre, París)
* 1656 – Mujer ofreciendo un clavel (Galería Nacional de Arte, Washington, D.C.)
* 1656 – Jacob bendiciendo a los hijos de José (Staatliche Kunstsammlungen, Kassel)
* 1656 - Lección de anatomía del doctor Deyman (Rijksmuseum, Ámsterdam)
* 1657 – El apóstol Pablo (Galería Nacional de Arte, Washington, D.C.)
* 1658 – Autorretrato (Colección Frick, Nueva York)
* 1659 – Jacob luchando con el ángel (Gemäldegalerie, Berlín)
* 1659 – Autorretrato (Museo Metropolitano de Arte, Nueva York)
* 1660 – Autorretrato (Museo Metropolitano de Arte, Nueva York)
* 1660 - Autorretrato con pintura y pinceles (Museo del Louvre, París)
* 1660 – Retrato de un caballero con sombrero alto y guantes (Galería Nacional de Arte, Washington, D.C.)
* 1660 – Retrato de una dama con abanico de pluma de avestruz (Galería Nacional de Arte, Washington, D.C.)
* 1661 – Conspiración de Julius Civilis (Museo Nacional, Estocolmo [7] )
* 1662 – Sociedad de tejedores (Rijksmuseum, Ámsterdam)
* 1662 – Retrato de hombre con galera (Galería Nacional de Arte, Washington, D.C.)
* 1662-63 – Joven sentada en una mesa (Galería Nacional de Arte, Washington, D.C.)
* 1664 – Lucrecia (Galería Nacional de Arte, Washington, D.C.)
* 1664 – La novia judía (Rijksmuseum, Ámsterdam)
* 1666 – Lucrecia (Instituto de Arte de Minneapolis)
* 1669 – La vuelta del hijo pródigo (Museo Hermitage, San Petersburgo)
* 1669 - Autorretrato a la edad de 63 años (National Gallery, Londres)

Un análisis médico del talento de Rembrandt [editar]

En un artículo publicado el 16 de setiembre de 2004, en The New England Journal of Medicine, Margaret S. Livingstone, profesora de neurobiología de la Escuela Médica de Harvard, sugiere que Rembrandt, cuyos ojos fallaban en alinear correctamente, sufría de estrabismo. Llegó a esta conclusión después de estudiar 36 autorretratos del maestro.

A causa de no poder formar una visión binocular normal, su cerebro automáticamente elegía uno de los ojos para la muchas tareas visuales. Esta discapacidad puede haberle ayudado para «alisar» las imágenes como él las veía, y luego colocarlas sobre la tela bi-dimensional. En palabras de la investigadora, esto puede haber sido un don para un gran pintor como él.

Los maestros de arte ordenan a sus alumnos cerrar un ojo para «aplanar» lo que ven. De esta forma, el estrabismo podría no ser una desventaja, sino más bien una ayuda para algunos artistas.

Anónimo dijo...

eh, muy largos...

gabrielaa. dijo...

uy a cagar

La pastillita dijo...

Y vamos por los 100000. Todos por un amiguito desquiciado.

gabrielaa. dijo...

qué me importa

on your feet!!!

let's go

http://es.youtube.com/watch?v=Dwqh2IjrxfM

Ajenjo dijo...

y 80! 0.08% listo. vamos por el resto

Anónimo dijo...

81

Anónimo dijo...

82

Anónimo dijo...

83

gabrielaa. dijo...

bueno pero dale que esas cosas larguísimas no que te empiojan el scroll






si total desde las palmeras se ve todo joya

marcos dijo...

fuerza!

quin está desquiciado?

gabrielaa. dijo...

cortito y al pie

Anónimo dijo...

Che, desquiciado, para vos:

http://www.slipknot1.com/

arashi.nagase dijo...

Y bue.. me sumo y ke? =D

Anónimo dijo...

88 (este es para riverito)

Timide dijo...

Está bien,
pero si llegamos a los 100000 comments nos regalan un helado.
He dicho.

DIOS dijo...

Jajaja... rarísima idea! :P igual ya comente! ojala llegues a los 100000

gabrielaa. dijo...

100
CIEN


one hundred

Agite dijo...

vamos que estamos cerca!

F.N. dijo...

Hola, me encuentro triste. Mas precisamente en proceso de duelo.
ESTA MAL VISTO QUE UNO ESTE TRISTE??? EN EL LABURO SI TE VEN MAL, SOS MALA ONDA. NO ES MALA ONDA! LO JURO !!! ES TRISTEZA PURA !!!
ALGO Q APRENDI: NO HAY QUE DEMOSTRAR TODO LO Q UNO SIENTE.

Pd. a terapia voy los viernes.

saludos.

Chau dijo...

Esta es mi venganza!!!

El chino cirujano dijo...

ahi tienen una jaura, y una abrido y ese fiup

yo soy cirujano juntaro latita ese

para le legarrar a la hente

k_bezaa dijo...

JUA!
alguien leera toda esta porkeria?
jajaja
dios qe al pedo
me voy a bañar
chau
mueranse todos

Anónimo dijo...

y bueno vamos a colaborar con la causa.. besosssss

Lucho dijo...

Colaboremos.... creo que te van a dar 1 dolar por cada comment... asi me dijo un amigo que fue a disney porque reenvio un mail que le mando el mismisimo Bill, me lo conto desde su sony ercison que le mandaron por completar una encuesta... eso si, me dijo que cuando llegue a disney no se va a sentar en la butaca del cine porque tiene miedo que haya una jeringa con sida. Saludos.

Lucho dijo...

Colaboremos.... creo que te van a dar 1 dolar por cada comment... asi me dijo un amigo que fue a disney porque reenvio un mail que le mando el mismisimo Bill, me lo conto desde su sony ercison que le mandaron por completar una encuesta... eso si, me dijo que cuando llegue a disney no se va a sentar en la butaca del cine porque tiene miedo que haya una jeringa con sida. Saludos.

Lucho dijo...

Colaboremos.... creo que te van a dar 1 dolar por cada comment... asi me dijo un amigo que fue a disney porque reenvio un mail que le mando el mismisimo Bill, me lo conto desde su sony ercison que le mandaron por completar una encuesta... eso si, me dijo que cuando llegue a disney no se va a sentar en la butaca del cine porque tiene miedo que haya una jeringa con sida. Saludos.

Anónimo dijo...

rescatate, lucho!!!

Chau dijo...

Esto es la vengaza oliental. Hong kong mon amour!

Chau dijo...

Tlansamelicano tonto. Esto es pol invadil el blog de Chau

Anónimo dijo...

Che, chau, preparate un chau fan, dale

Mogui dijo...

No molesten a mi amigo S.O.S.

Ajenjo dijo...

107 Flores - Costanera norte

Anónimo dijo...

quien es SOS???

Anónimo dijo...

108 liniers - retiro

Anónimo dijo...

hola???

Anónimo dijo...

no sé pero ciento ocho el culo te abrocho

Anónimo dijo...

anonimo, SOS es un infelíz que cuando le aprietan los zapatos y le jode el juanete, se dedica a joder en blogs ajenos.

vea las estupideces que escribe en su propio blog

http://wwwsonandodespierto.blogspot.com/

Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez dijo...

Van bien, espero que sigan así.

Atte.
Inspector H. Lima Gonzalez

Anónimo dijo...

y que tiene qe ver ese SOS con esto??

no entiendo nada

George Clinton dijo...

We want the funk!

Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez dijo...

Señores, no creo que sea buena idea traer a esa persona a esta charla.

Por favor, eviten mencionar cosas desagradables.

Atte.
Inspector H. Lima Gonzalez

Roberto Goyeneche dijo...

Che, gordo, ya me cansé de pincelar las medialunas

Anibal Troilo dijo...

Cebate unos mates

Hermeto Pascoal dijo...

Were is my money?

Clorindo dijo...

¿hay un contador de visitas en este blog?

pancho ibañez dijo...

hola

Josefina dijo...

pataclericoncio iupi pa ti iupi pa ti
wuli wani wanaga
iupe! iupe!

britney spears dijo...

quiero salir de la carcel! quiero la tenencia de mis hijos!

Chau dijo...

Eso, tomal un poco de su plopio chocolate

chino volpato dijo...

hola ¿está miguel?

Anónimo dijo...

y 126!!!

puntiyo dijo...

Picar media cebolla y rehogar en un poquito de aceite.
Pelar 300 gramos de gambas y rehogar en el mismo aceite.
Hervir las cabezas y cáscaras de las gambas en 800 clt de leche con un poquito de pimienta, algo de nuez moscada y muy poca sal. Dejar hervir a fuego suave cinco minutos.
Retirar cabezas y restos de gambas para cocer brevemente (2-3 minutos) las gambas en dicha leche que después verterás en un recipiente alargado, que te permita trabajar con la batidora.
Añadir seis-siete cucharadas de harina y mezclar todo con la batidora durante un buen rato hasta que se mezclen bien las gambas y salga una masa compacta.
Añadir dos o tres cucharadas de aceite en una sartén, calentar y añadir la mezcla anterior.
Remover con una cuchara de madera constantemente hasta que el harina se dore y la masa quede espesa, suelta y homogénea.
Rebozar en pan rayado, huevo batido y nuevamente pan rayado, para freir en abundante aceite caliente.

comentarista empedernido dijo...

esto es el paraiso!!!

Chau dijo...

Lepito, esta sel mi venganza

Fishboy dijo...

ehhhhhhhhhhhhhhhhhhhhh

Anónimo dijo...

un pecesito naranja!!

Ajenjo dijo...

vamo!! vamo!! vamo!!

gabrielaa. dijo...

a mí me gusta el chow mien de camarones

Ajenjo dijo...

Hola fish!!!

puntiyo dijo...

ya te busco la receta

Anónimo dijo...

me copa mal esto, ja.

puntiyo dijo...

Preparar la pasa chow-mein igual que la pasta italiana (spaguettis); con agua, un poco de sal. Dejar “al dente” y escurrir.

En una sartén grande o en un wok, calentar dos cucharadas de aceite y saltear la cebolla por 2 minutos. Apartar.

Agregar dos cucharadas de aceite y saltear el repollo. Apartar.

Agregar dos cucharadas de aceite y saltear el apio.

Continuar con dos cucharadas de aceite y saltear el retoño de soya. Dejar todas las verduras “al dente”, que se vean firmes.

Con el resto del aceite, saltear la carne de cerdo cortada en rodajas muy finas y luego en palitos, unos 4 minutos (si es camarón, cortarlo en cuadritos y sazonar con sal). Tener cuidado de no cocinar mucho, agregar el jengibre rallado o en palitos.

Mezclar en la misma sartén los hongos y todo lo que se pasó por la sartén con aceite. Cocinar unos minutos más y agregar la salsa soya al gusto.
Rectificar de sal y servir inmediatamente.

Nota: Se le puede agregar de una o de todas las clases de carnes. También otras verduras: bamboo chino, ejotes, chayote o guisquil, chile, etc.
El aceite se puede cambiar por aceite de ajonjolí o de oliva.
La salsa de soya es salado, tener cuidado al sazonar.

Anónimo dijo...

mal, eh???

Anónimo dijo...

no puedo más... creo que voy a seguir hasta los 100000

marcos dijo...

vamos, vamos!!

la maestra dijo...

A ver chicxs...
Veo que están haciendo muy bien sus deberes.
Si siguen así les voy a poner un 10.

la maestra dijo...

Bien Marquitos, vamos vamos!

Lucas Ayala dijo...

este blog no debería rankear en Alianzo?

Pk_JoA dijo...

¿Los de blogger se esfuerzan en hacer que comentar sea dificil, eh?

la maestra dijo...

El que me diga cuánto es 100 x 1000 se gana un premio.

Carlo dijo...

Vamos bien!

paula dijo...

Qué bueno está estooooooooooooooo

Mike dijo...

Uno más!

paula dijo...

y otro!

mike dijo...

che, paula me estás ganando de mano

paula dijo...

qué onda, te jode?

mike dijo...

para nada. la posta que ni idea cómo llegué aká

Pol dijo...

Uno después se gana algo con esto?

paula dijo...

qué onda? nos quedamos solos?

mike dijo...

no, ahí está pol.
no sé pol, supongo que un viaje o un alivio.

paula dijo...

che, pol contate algo

paula dijo...

me embolo

Anónimo dijo...

Que no decaiga!!! que no decaiga!!!!

mike dijo...

contate algo vos, paula

paula dijo...

ayer estuve con mi ex, qué tal?

paula dijo...

ahora te toca a vos mike, contate algo

mike dijo...

no se me ocurre nada

Ajenjo dijo...

No se aburra Paulita, que esto va para largo.

paula dijo...

dale, yo ya te conté algo, te toca a vos

marcos dijo...

man, esto va a funcionar?

paula dijo...

hola ajenjo. quién sos vos? che, y pol? bueno, ajenjo, contate algo

paula dijo...

marcos, vos tb contate algo

mike dijo...

te dejo con los chicos paula

Anónimo dijo...

Alguien quiere Cindor?

paula dijo...

yo quiero cindor, pero quiero que mike me cuente algo!

mike dijo...

mañana te cuento

paula dijo...

mike no seas cabrón! y ese "mañana te cuento", qué onda la histeria?

la maestra dijo...

Bueno, ya que nadie me respondió, les diré que 100 x 1000 es 100000. Sí! y con eso nos ganamos un AMIGO!!!
Pero no cualquier amigo, sino un HIPERARCHIULTRASUPERAMIGO!

Ajenjo dijo...

Sirvase Paulita.

paula dijo...

gracias!

paula dijo...

yo tb me voy a torrar, que disfruten el viaje.

la maestra dijo...

Que descanses Paulita.

Inspector de Comentarios H. Lima Gonzalez dijo...

Aplaudo su esfuerzo y dedicación.

Atte.
Inspector H. Lima Gonzalez

mike dijo...

hasta mañana paulita

paula dijo...

gracias inspector!

besos a todos.

beso mike histérico.

mike dijo...

joya! no sólo 180 sino un beso de paulita.

Anónimo dijo...

la nada

marcos dijo...

loco este blog se tiene que conocer, tiene que venir gnte de todos lados, man

la maestra dijo...

Bueno chicxs... a descansar que mañana es un día largo.

Anónimo dijo...

Mañana todos linkeamos en nuestros blogs. Ea!!

Chau dijo...

chau no podel linkeal, chau olvidal clave

Pepitito Marrone dijo...

cheeeeeeee!!!

Anónimo dijo...

falta menos, falta menos

marcos dijo...

pobre chau, yo me perdi esa

Anónimo dijo...

190?

Anónimo dijo...

9 + y a dormir

Anónimo dijo...

8

Anónimo dijo...

7

Anónimo dijo...

6

Anónimo dijo...

5

Anónimo dijo...

4

Anónimo dijo...

3

Anónimo dijo...

2

Anónimo dijo...

1

Anónimo dijo...

me gané una cindor!

«El más antiguo ‹Más antiguo   1 – 200 de 706   Más reciente› El más reciente»